Como comenzó el programa Hoy No Circula.

 

El programa Hoy No Circula a muchos conductores llega a molestar en demasía, sin embargo, al conocerlo y seguirlo a cien por ciento, estamos ayudando notablemente al medio ambiente y a mejorar la calidad del aire que respiramos todos los días. Pero, ¿realmente sabemos por qué y cuándo se inició esta medida en pro del ambiente en nuestro país? Aquí te revelaremos la historia de esto.

En la década de los años 80’s, factores como el crecimiento de nuestra población, el incremento de los autos, las fábricas, entre otros, hizo que la contaminación en la Ciudad de México se disparara. Aproximadamente un poco más de 30, 000 fábricas existían solo en el área metropolitana, y circulaban alrededor de casi 2 millones de autos, a esto le sumamos los escapes y chimeneas que arrojaban 4, 900 toneladas de partículas sólidas a la atmosfera cada año, 10, 000 toneladas de bióxido de azufre, más 48, 000 de óxido de nitrógeno, y de monóxido de carbono hasta casi 4 millones de toneladas.

Del año 1985 al año 1986, el invierno que se vivió en nuestro país fue realmente de los más crudos que hemos tenido. Las inversiones térmicas literalmente se menudearon en los primeros días de Enero del 86, siendo así el mes en que se superó por primera vez en la Ciudad de México, la marca que había de los 300 puntos IMECA, que es el índice metropolitano de la calidad del aire, esto gracias a la excesiva contaminación que existía. Sin duda, fue un día en el que esta inversión térmica amenazo y tuvo temblando de frio y de preocupación a los mexicanos por más de 6 horas.

“Eventos excepcionales”.

En ese momento algunos de los funcionarios intentaron calmar a los ciudadanos, declararon firmemente que estas inversiones térmicas simplemente eran eventos excepcionales, pero no contaban con que expertos de la UNAM y especialistas del Servicio Meteorológico, dieran a conocer a la población que estos “eventos excepcionales”, ya se habían repetido unas 220 veces en los 365 días de ese año.

Así que seguido de esto, el secretario en turno de esos años de la Secretaria de Desarrollo Urbano y de Ecología (SEDUE), intento enfriar los ánimos anunciando que realizaría un plan calculador para la lucha en contra de la contaminación del país. Declaró que retiraría desde las “carcachas” que existían en las calles de la Ciudad, y que sacaría las plantas industriales que más contaminaban todo el valle de México.

Hoy no circula

Siguiendo su plan, la SEDUE logro que en el año de 1986 se comenzaran a realizar en escala del tipo experimental, las primeras verificaciones de autos. Pero fue entonces cuando el invierno del año 1988 a 1989 se vivió verdaderamente imponente y se volviera a superar la marca de los 300 puntos en los índices de alta contaminación, hasta ese momento fue que se puso en firme marcha un potencial plan de Contingencia Ambiental con tímida mesura. Anunciaron que un poco más de 7, 000 autos oficiales iban a dejar de circular al menos algunos días, con esto se redujo a unos aproximados 3 millones de automóviles circulando en la Ciudad de México, además de que las actividades de las más altas zonas industriales se disminuiría su producción un 50 %.

El nacimiento del programa.

Para el día 20 de Noviembre del año 1989, se logró incluir una medida temporal, que sería llamado el programa “Hoy no circula”, el cual se conoció en un principio como un día a la semana sin auto. Todo esto con el fin de reducir un 20 por ciento la circulación y tráfico de los autos particulares en la ciudad en días laborales, aquí no importó si tu automóvil era nuevo, del año, o no. Según la opinión de algunos especialistas, en el año de 1989 no se notó ninguna disminución de la alta contaminación que existía en el aire la Ciudad de México, aunque por obviedad si se observó una clara mejoría en la vialidad y se logró reducir el elevado consumo de gasolina.

El programa de hoy no circula, y que sería una medida “temporal”, en sus inicios tuvo algunos puntos un tanto contraproducentes, y es que centenares de miles de conductores optaron por traer sus modelos de autos recientes o nuevos, pero para el día que tenían su “no circula”, éstos decidían sacar sus autos viejos o clásicos y recorrer sus trayectos de rutina en la ciudad, obviamente la mayoría de estos automóviles viejos, no estaban realmente en las mejores condiciones y generaban con esto, mucha más contaminación que cientos de autos nuevos juntos.

Gracias a esta problemática, fue en Diciembre del año 1990, que el Departamento del entonces Distrito Federal, reafirmo el programa de Hoy no Circula y lo estableció como una medida permanente, a este establecimiento se le unió un monitoreo para las emisiones de factores contaminantes y la realización de una revisión a los autos cada 6 meses, así se lograría determinar cuáles son los que están aptos para circular de manera normal, o si necesita algún ajuste, a este proceso lo conocemos hoy en día como Verificación Vehicular.

Hoy no circulaEn el año de 1997 se decretó que para promover el empleo de circulación a los autos más recientes, los automóviles que fueran modelos desde 1993 se convertirían en los aspirantes para exentar la restricción de circulación que se estipulaba. Todo esto dio como resultado que en el año 2003 sólo al 7. 6% se restringiera la circulación cada día a la semana, a los automóviles existentes en la capital mexicana.

Fue en el año 2008, que se complementó el programa con el “Hoy No Circula Sabatino”, gracias a que los fines de semana gracias al flujo automovilístico, se registraban IMECAS como si fuera un día cualquiera de la semana.

¿Cómo funciona el programa hoy no circula en la Ciudad?

Mediante los parques vehiculares que se circulan en la Ciudad de México, existen diversos autos que desde cuyas características, tecnologías o hasta estados mecánicos, no logran la garantía de un mínimo fluido de emisiones de bióxido de carbono, así que para poder evitar un impacto mucho más significativo en la calidad del aire y el medio ambiente en general, se limitan su circulación, al menos una vez por semana, algún día ya sea entre lunes o hasta viernes, y uno o dos sábados por mes, dependiendo del año del que tenga el auto.

La manera en la que se realiza este sistema, es conforme a la conocida Verificación Vehicular. Dependiendo de los niveles que posean los autos, se derivan con las existentes 3 calcomanías que aplican a esto.

Las tres calcomanías aplicables por la verificación vehicular en la Ciudad de México:

  • La Calcomanía 2.

Esta calcomanía está destinada especialmente para los autos que cuentan con más de 8 años de antigüedad, y que además tendrán que respetar el programa Hoy No Circula los días que le lleguen a corresponder, así como también en casos especiales sobre todo en las contingencias ambientales que sean establecidas. Deberán realizar la Verificación cada 6 meses.

  • La Calcomanía Cero.

Esta calcomanía está destinada para los autos que tengan hasta 8 años de antigüedad como límite. Estos automóviles logran contar con la ventaja de poder circular todos los días de la semana, pero para esto, tienen que realizar la verificación estrictamente cada 6 meses para ir a renovar la calcomanía cero.

  • La Calcomanía Doble Cero.

Esta calcomanía es especialmente para los autos que tienen hasta 2 años de antigüedad, estos mismos podrán estar exentos de realizar la verificación cada 6 meses y extenderse hasta cada 24 meses, obviamente incluyendo el privilegio del permiso de circular todos los días de la semana, al igual que los días sábados.

Los autos que tengan el holograma 2, deberán de dejar de circular un día entre semana, desde las 5: 00 AM hasta las 10: 00 PM. Esto en base al digito numérico que esta al último de la placa de la matrícula, o bien, dependiendo del color del que sea la calcomanía de la circulación permanente, mejor conocido como “el engomado”.

Estas restricciones se aplican de esta forma:

Hoy no circula

  • Lunes: Engomado Amarillo o 5 y 6
  • Martes: Engomado Rosa o 7 y 8
  • Miércoles: Engomado Rojo o 3 y 4
  • Jueves: Engomado Verde o 1 y 2
  • Viernes: Engomado Azul o 9, 0, o las matrículas que carecen de dígitos numéricos o los autos que poseen permisos de circulación.

    Sábados

  • Los primeros días sábado de cada mes, son para los autos que tengan el engomado de color amarillo y la terminación de placas con los números 5 y 6.
  • Los segundos sábados de cada mes, son para los autos con engomado de color rosa y con la terminación de placas con números 7 y 8.
  • Los terceros sábados de cada mes, los tienen los autos con el engomado de color rojo y que tengan la terminación de placas 3 y 4.
  • Los cuartos sábados de cada mes, están designados para los autos con la terminación de placas 1 y 2 y con engomado de color verde.
  • Por último, los quintos sábados en los meses que lo contengan, serán para los autos de engomado color azul y con terminación de placas 9 y 0, además de automóviles con matrículas que carezcan de dígitos o bien, para los que cuentan con permiso de circulación.